La empresa de hoy

SANTIAGO es una empresa verticalmente integrada, desde la fabricación de sus hilados hasta el tejido y acabado de sus artículos. Utilizando las mejores materias primas, producimos una amplísima gama de casimires peinados, cardados de fantasía, franelas, paños para mesas de billar, mantas y cobertores con el mejor diseño, calidad y precio. Nuestra fábrica cuenta con lo último en maquinaria y equipo textil, lo que le permite alcanzar estándares de calidad y productividad como las mejores empresas textiles del mundo.


Con mas de cien años desde nuestra fundación, SANTIAGO orgullosamente ofrece sus productos a los mercados internacionales más exigentes, siempre con la tradición y el servicio que solamente una empresa centenaria pude ofrecer.




Estamos conscientes del esfuerzo necesario para que la empresa pueda continuar con el éxito que le ha caracterizado y por eso continuamos con nuestro proyecto de modernización tecnológico, de inversión en sistemas informáticos y la constante capacitación de nuestros personal. Solamente así, y teniendo en mente el espíritu emprendedor de nuestros fundadores, podemos mantener el prestigio que la marca SANTIAGO tiene en todo el mundo.